lunes, 19 de noviembre de 2012

Fin de temporada: Johnson hizo todo bien pero una falla mecánica lo dejó sin su sexto campeonato de Nascar


La estrategia de combustible se suponía llevaría a Jimmie Johnson a un sexto campeonato en lugar de hacer ganar a su compañero de equipo Jeff Gordon, quien ganó las Ford EcoBoost 400 de este domingo en Homestead-Miami Speedway al tiempo que Brad Keselowski se aseguró el título de la Copa Sprint

Gordon cruzó la línea de llegada 1.028 segundos por delante de Clint Bowyer, su pesadilla hace una semana en Phoenix, mientras que el Chevrolet Nro. 48 de Johnson estaba detenido en su garage, ya que sus esperanzas de llegar a un nuevo campeonato se desvanecieron por un error en una detención en boxes y a una extraña falla mecánica. Ryan Newman terminó tercero, seguido por Kyle Busch y Greg Biffle.

Keselowski finalizó 15°, una vuelta atrás, pero las dificultades de Johnson acabaron con el suspenso de la batalla por el título en las vueltas finales de la carrera. Johnson comenzó la última carrera de la temporada 20 puntos atrás de Keselowski, pero su 36° lugar le costó el segundo puesto en las posiciones.

El campeonato de la Copa fue el primero para el propietario de equipo Roger Penske, y el primero desde 1975 para el fabricante de autos Dodge, que abandonará la Copa al final de este año.

"Significa todo -- realmente", dijo Keselowski. "Tengo el mejor equipo de las carreras, y estoy muy emocionado por ser parte de él. De arriba a abajo, Roger Penske, [el jefe de equipo] Paul Wolfe, todos los demás, los chicos del equipo y mi familia -- significa muchísimo".

Bowyer pasó a Johnson por la segunda posición de la tabla, quedando a 39 puntos del campeón debutante. Johnson terminó tercero, 40 atrás; en 11 temporadas completas de competencia en la Copa, Johnson nunca terminó peor que sexto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario